martes, 27 de diciembre de 2011

LONDRES: LUGARES RECOMENDABLES (PARTE 1)

THE NATIONAL GALLERY

Trafalgar Square, London WC2N 5DN 

 

You can see over 2,300 masterpieces for free. Esto es lo primero que aparece cuando abrimos la web de la National Gallery al referirse a su colección.
En cuanto a ver 2.300 obras gratis llevan toda la razón, y es uno de los principales atractivos de Londres: los museos gratuitos. Lo mejor para disfrutar de verdad una visita, el saber que se puede volver una y otra vez y que no hay que pegarse “el atracón” para amortizar la entrada o porque quizá no haya una segunda vez. Sin embargo, la cifra de obras maestras se antoja muy elevada... quizá porque esa palabra, masterpiece, parece que pierde valor al verse repetida 2.300 veces en un sólo museo. Asumiendo que el significado de obra maestra no es simplemente subjetivo, sino que va mucho más allá, no me atrevo a dudar de que todas estas obras sean masterpieces. Sin embargo la National Gallery guarda, a mi modo de ver, un tesoro superior a la elevada cifra de obras maestras: la representación de todos los estilos pictóricos existentes desde el siglo XIII al XX, algo difícil de ver en una pinacoteca. Nombres como Van Eyck, Boticelli, Leonardo da Vinci, Miguel Ángel, Rembrandt, Vermeer, Goya, Cézanne, Van Gogh o Turner adornan con sus obras las paredes de este afortunado edificio.
Una de las indudables obras maestras, La Venus del Espejo de Velázquez, la primera gran adquisición de la galería, en 1906. 



THE SHAKESPEARE'S GLOBE 
 21 New Globe Walk, Bankside, London SE1 9DT 


 
 
En las orillas del Támesis, y a poco más de 200 metros de donde se ubicó el original The Globe en la época isabelina, se levanta imponente el bautizado como The Shakespeare's Globe. Es una construcción que imita el edificio que ardió en 1613 y que tras volverse a construir el puritanismo inglés demolió en 1644. Y está, obviamente, dedicada al escritor más grande y universal de todos los tiempos. Es también una suerte para los espectadores contemporáneos, que cuatro siglos más tarde pueden recrearse en cualquiera de sus obras e imaginar lo que podía ser una puesta en escena en algún verano de la segunda década del siglo XVII. Debido a la ausencia del techo del edificio, igual que antaño, las representaciones sólo son posibles desde abril a octubre, aprovechando la luz del día y las condiciones meteorológicas más benévolas. 

Por muy poco dinero, los espectadores pueden adquirir entradas para el proscenio y ver la obra de pie delante del escenario, algo muy recomendable para los amantes del teatro clásico. También hay entradas en las gradas, con butaca, con precios algo más elevados, pero tampoco fuera del alcance de un bolsillo normal. 

Y las representaciones... grandes! Aunque a veces difíciles, pero como dice Tom Bird, director del festival Globe to Globeincluso cuando no puedes entender (a Shakespeare) en cada una de sus palabras siempre puedes seguirlo a través de las emociones”. 

 





THE CRYPT (SAINT MARTIN IN THE FIELDS)
 Trafalgar Sq.



En esta iglesia anglicana se encuentra una cripta del siglo XVIII que ha pasado de tener unos tintes un tanto lúgrubes en el pasado, pero no por ello desagradables, a ser un animado café donde poder desayunar, comer a un precio razonable para ser el centro de Londres, e incluso escuchar jazz los miércoles por la tarde-noche. Además hay una tienda con variados tipos de regalos y detalles sobre pintura, rúbricas y demás, que ejerce un poder encantador y embaucador cada vez que alguien se acerca pensando en tomar un reconfortante té. Imposible salir sin llevarse algo.


 
La música está muy presente en la iglesia de Saint Martin. Hay numerosos conciertos de música clásica para todos los gustos, que se pueden consultar en la página web de la iglesia.


 
                             Ilustración de Brian Whelan                                          

CECIL COURT     

Es una pequeña calle peatonal que une Charing Cross Road con St Martin's Lane. Un pequeño oasis donde te olvidas del bullicio del centro de la ciudad y te dejas llevar por los ecos de los libreros que abrieron aquí sus negocios antes de la primera guerra mundial. Y todavía hoy sigue siendo una calle consagrada a la venta de libros, monedas, sellos, grabados... Y todo conserva su aspecto antiguo, cada una de las tiendecitas se especializa en algo que trae el pasado a nuestro presente: ediciones antiguas de libros ilustrados, copias de facsímiles, mapas antiguos,medallas, carteles, libros especializados en música, historia y muchas antigüedades. 

 
    
Pero Cecil Court es mucho más que eso. Donde ahora vemos una callejuela de tiendas acogedoras, durante siglos se consideró “the eternal slum” el eterno barrio bajo. Fue testigo de reyertas, incendios, paseos de poetas y acogió al inquilino ilustre: Mozart. Cecil Court puede presumir de haber dado al compositor el primer hogar en Inglaterra, cuando éste contaba unos ocho años. Y probablemente su primera sinfonía fuese compuesta en este lugar.

Hay tiendas para pararse un buen rato y perderse entre los tesoros que se amontonan en ellas. Un buen ejemplo: Marchpane. Se dedican a libros infantiles y juveniles de collecionistas, y están especializados en las obras de Lewis Carrol, principalmente Alicia en el país de las maravillas. 

 

sábado, 19 de noviembre de 2011

PICOS DE EUROPA



A lo largo de 20 kilómetros de montañas, de picos escarpados, gargantas majestuosas, ríos y riachuelos que bañan praderas del verde más intenso, cualquiera que se encuentre en medio de este parque natural no dejará de sorprenderse.

Se entiende perfectamente que los celtas encontrasen en estos picos, sobre todo en el Monte Blanco, a su adorado dios pétreo. Estos parajes son un paraíso para cualquier senderista, escalador o amante de la naturaleza.

Una ruta que fascina a cualquier caminante es la llamada Ruta del Cares. Unos 11 kilómetros entre los pueblos de Poncebos (pueblo de montaña perteneciente al concejo de Cabrales en Asturias) y Caín (que pertenece a Valdeón, León), por montañas que la actividad glacial ha esculpido en formas variopintas, desfiladeros de cuentos de hadas y la majestuosa garganta, llamada “garganta divina”.




Empezando desde Poncebos se puede hacer la ruta en tres o cuatro horas, y la vuelta es por el mismo lado, algo que no se hace aburrido dado el valor del paisaje. De todas formas Caín es un lugar diminuto y de ensueño, así que no es para nada mal lugar donde pasar un día, una noche o las que apetezcan. Hay casas que ofrecen comida y habitaciones, lugares ideales para tomar una buena sidra, mientras se oye el agua del río pasar sin quedarse en este lugar mágico.


Picos de Europa (Peaks of Europe)

 
 I'm sure hikers would be amazed at any point of these 20 kilometres of mountains, craggy peaks, stunning gorges and rivers and streams which bathe the greenest meadows. This is Picos de Europa National Park, a wonderful site in the north of Spain.

It is perfectly understood that Celts had found among this mountains, specially the one called Monte Blanco (White Mount), their worshipped god of Stone. This landscape will be a paradise to any trekker, climber or nature lover.
One of the most popular trails, loved by all level hikers, is the so called Ruta del Cares, a 11- kilometre path carved in the mountains between Poncebos (a mountain village belonging to Cabrales in Asturias) and Caín (which belongs to Valdeón, in León). The glacial activity that carved the mountains made lovely shapes in the rocks, ravines which seem taken from fairy tales and the impressive gorge, called “garganta divina”.

Setting off in Poncebos the trip can be done in three or four hours. The way back is by the same trail, but it is difficult to get bored since the landscape is really worthy. But Caín, the last stop, is a wonderful tiny village with accommodation where travellers can stay there for a night to relax, enjoy a glass of typical cider or taste the local home made food while listening to the sound of the river. 

  



domingo, 6 de noviembre de 2011

PEKÍN / BEIJING


Ciudad en plena revolución, en auge constante. Quizá la que más rápido cambia en menos tiempo.
En China hay actualmente 1336 millones de personas, y por primera vez en su historia hay más gente en las ciudades que en el campo. Así que Pekín debe ser un reflejo de lo que podría haber sido cualquier ciudad en plena revolución industrial, pero con dos siglos de diferencia en el tiempo.
Pekín no da la sensación de estar súperpoblada teniendo en cuenta esas escalofriantes cifras. Aunque si se usa el metro o cualquier otro transporte en hora punta la sensación cambia. Además parece una ciudad activa las 24 horas del día. Siempre hay tráfico, siempre locales abiertos, siempre gente por las calles.



Un forma de olvidar el bullicio y la modernidad y encontrarse con los vestigios de la China tradicional de dinastías es pasear por el Palacio de Verano. Si el día acompaña, me refiero a que esté soleado ya que en Pekín la lluvia aparece en contadas ocasiones, esta mini ciudad de jardines y edificios coloridos tradicionales son el lugar ideal para dejar un poco atrás la polvorienta, contaminada e industrializada capital china. Pasear entre lagos y riachuelos mientras contemplas pagodas y templos será lo más próximo a la idea que probablemente mantengamos todavía sobre esta civilización milenaria.


La Ciudad Prohibida te transporta también a esa antigua civilización. Parece un lugar de culto para la mayoría de los chinos, esa Meca de su historia común que tienen que visitar al menos una vez en sus vidas. Y para ello el gobierno no cobra entradas a los de nacionalidad china. Es apasionante descubrir cómo muchos de los visitantes venidos de cualquier punto del país no han visto caras occidentales de cerca. Pedirán amablemente posar con ellos y sus familias para ser retratados, y en un momento se puede formar una pequeña cola de chinos con sus cámaras en la mano, sonriendo y esperando que formes parte de sus álbumes familiares.



Los hutongs son también vestigios de la tradición, pero no relacionados con el esplendor de los emperadores sino con el pueblo. Son pequeñas casas de planta baja de la época feudal que sirvieron de hogar a numerosas familias durante varias generaciones. Quedan ya muy pocos, pues tras la Revolución cultural parece que se quiso demoler toda la ciudad y volver a construirla de nuevo. Afortunadamente hay algunos planes de conservación que consiguieron dejar algunos hutongs en pie, aunque pocos se usan ya como viviendas. Lo normal es encontrar numerosos restaurantes, tiendas que venden prácticamente de todo, servible e inservible, y cafés de corte occidental donde poder relajarse en ambientes agradables.


Una visita obligada en Pekín es al Distrito Dashanzi o 798, conocido como el barrio de los artistas. Es como un barrio underground berlinés dentro de oriente. Las fábricas antiguas albergan numerosas galerías con nombres de muchas personas que se hacen un merecido hueco en un mundo difícil en China (ser artista e intelectual es casi siempre sinónimo de censura y represión). Muchos de ellos sacan sus creaciones a las calles, lo cual engrandece el lugar. Otros esperan más tímidos detrás de los mostradores de las salas a que entres a admirar e interesarte por sus obras. Otros utilizan espacios diáfanos y extravagantes como una antigua fábrica de armas alemana que aún conserva en sus paredes las consigas de exaltación a Mao Tse-Tung de la época de la Revolución Cultural. Todos, al final, desean mostrar su gran potencial y diversidad de opiniones representando al país de la cifra escalofriante, esa que tendrá mucho que ver en el cercano futuro mundial. 


BEIJING 

 
 A city in a middle of an economic revolution, at its very peak. It is for sure the city that changes the most in little time.
At present there are 1336 millions of inhabitants in China. More people live in the cities than in the countryside for the first time in the history of this vast country.
So Beijing must be a reflection of any town under an industrial revolution but two centuries later.
However you don't get the feeling that it is an overpopulated city, unless you take the underground or any other type of transport in a rush hour. Besides it looks like an active city 24 hours a day: there's always traffic on their roads, open shops and people on its streets at all times.

 


A way to get rid of the noise and crowds and find the remains of the traditional China is strolling the Summer Palace. If there's a sunny day (quite probable since the rain is scarce in Beijing) this mini city full of gardens and ancient colourful buildings will make you forget about the dusty, polluted and industrialized capital of China. Walking among lakes and streams while watching temples and pagodas will be close to the idea we will surely have about that thousand-year-old civilization.

 

The Forbidden City will also take you back in time, to that ancient civilization. It seems a place of cult for most of the Chinese people, the Mecca from its common history, the place they should visit at least once in their lives. So the Government doesn't charge Chinese visitors there. It is amazing to find out that many visitors haven't seen a western face before. They would kindly ask westerns to pose with them for their family pictures and if you say yes, you will have a little queue of Chinese people with cameras in their hands wanting to have you in their picture albums. 


Hutongs are also remains from tradition but this time they're not related to the emperors' splendour but to the ordinary people. They are little ground floor houses which were homes of many family generations during feudal times. Only few hutongs remain after the Cultural Revolution. Fortunately there are now some conservation areas where those houses have been built. Few are used as homes now. They are shops where you can find many useful and useless items, restaurants and cafés, similar to western ones, where people can relax while having a drink and sometimes listening to live music. 

 

Dashanzi District, also called 798 or the Artists' Quarter, is a must while in Beijing. It's like an artistic area in Berlin but in an eastern country. Old factories are now galleries which show the works of many people that are trying to gain respect in the artistic world even though it is sometimes dangerous to be an artist or an intellectual in China (there is censorship and repression from the Government).
Some artists exhibit their works in the street, which makes the area even much nicer. Others wait quietly behind their counters to see if visitors show interest in their works. Others use strange big rooms like one old German weapon factory which still has slogans devoted to Mao Tse-Tung from the Cultural Revolution. In the end all of them wish to show their talent and varied opinions in this vast country of staggering numbers. A country that has too much to say in our present world.


sábado, 27 de agosto de 2011

EN BUSCA DE LA PLAYA PERFECTA (3ª PARTE) / IN SEARCH OF THE PERFECT BEACH (PART 3)


PRAIA DA URSA, Cabo da Roca, Portugal

Llegar a esta playa es complicado. Hay un camino estrecho y resbaladizo en pendiente que pocos conocen. La recompensa de bajar es el silencio en este paraje mágico y una de las mejores puestas de sol que jamás he visto. La luz en el sur de Portugal es especial y el contraste de sombras en las rocas de esta playa tienen las tonalidades que cualquier pintor puede desear atrapar en su paleta.



 
It is difficult to reach this beach. The path is a slippery steep slope that only locals know. But there is a reward once you get there: the silence of that magic place and one of the best sunsets I've ever seen. Light in southern Portugal is special and the contrast between shadows on the rocks are tonalities that any artist would love to catch on their palettes.


PRAIAS DE ONS, Galicia

Islas con algo más que encanto. Y playas que rezuman armonía y que son testigos del lado suave y del salvaje del mar, de sus dos caras. Un paraíso en pequeño, aunque ¿quién ha dicho que el paraíso tiene que ser grande?




Islands with something else than just charm. Beaches which generate harmony and are witnesses of the sweet and wild sea, its two faces. A little paradise, but, who said paradise should be large?

martes, 21 de junio de 2011

PATAGONIA ARGENTINA / ARGENTINIAN PATAGONIA



El aeropuerto de Trelew, en la provincia del Chubut, es el más pequeño que he visto nunca, y el único que he visto completamente vacío mientras no aparecen los únicos vuelos domésticos que operan, provenientes de Buenos Aires o Ushuaia, y que paran allí a dejar y recoger gente, como si de una pequeña estación de autobuses se tratara. Mirando alrededor te encuentras con un extenso paisaje árido que te hace difícil creer que más de 500.000 personas viven en esta provincia. Claro que hablar de una provincia en Argentina es casi hablar como de un país entero en Europa en cuanto a extensión. Y Chubut es la tercera provincia más grande de este enorme país.
Un día de semana parece que Trelew es una ciudad desértica. A la ausencia de gente se suma la ausencia de lugares de interés, sobre todo si ya has visto parte de las grandezas de Argentina. Excepto el MEF (Museo Paleontológico Egidio Feruglio) que merece una buena visita. Así que lo mejor es dirigirse a la Península Valdés donde se encuentran los habitantes insignes de estos golfos: la ballena franca austral. En primavera realizan en estas costas sus rituales de cortejo y en invierno (agosto) vuelven a reproducirse, pues en esta península las aguas son más cálidas. No puede explicarse lo que se siente al oír respirar a tu lado ese gigante de 15 metros de largo y observar la tranquilidad que evoca al nadar y saltar. 




En Rawson, la capital del Chubut, también se hacen avistamientos. A veces se pueden ver ballenas pero la estrella de su costa es la tonina, llamado delfín panda, que saltan pizpiretas entre la balsa desde donde las ves como si quisieran que te llevases el mejor de los recuerdos. 


 
 
 Dejando el este y bajando hacia el oeste, del lado de los majestusos Andes se encuentra la Isla Victoria, en el lago Nahuel Huapi, provincia de Neuquén. Los 31 kilómetros cuadrados que mide la isla constituyen el Parque Nacional Nahuel Huapi. Mires a donde mires te quedarás con la boca abierta, por los colores de los cipreses y coihues cordilleranos, los anaranjados troncos de los imponentes arrayanes, el azul turquesa del agua y las cumbres nevadas de los andes que lo rodean. Es naturaleza espectacular en estado puro. Y todo lo que sigue hacia el sur de la Patagonia será igual de asombroso.





El Calafate, en la provincia de Santa Cruz, es la puerta a los glaciares más imponentes de Argentina, y me atrevería a decir que del mundo. El Perito Moreno es el que mejor posa, el más majestuoso. Dicen que sus tonos blancos y azulados varían siempre debido a la luz del sol y la concentración de oxígeno en el agua helada. Los tonos pardos de la morenas acaban de dar color a este gigante. Debido a que el glaciar avanza continuamente se desprenden de sus paredes grandes bloques de hielo que acabarán desembocando a modo de iceberg en el lago Argentino. Ver y oír el desprendimiento de un témpano es uno de los espectáculos más bellos a los que he asistido. Después de esto lo mejor es relajarse o pensar en la naturaleza tomando un mate en la agradable villa del Calafate. Y el mejor lugar, el CaféBorges. Si te quedan ganas de glaciares, seguro que sí, el Upsala y el Onelli pondrán la guinda a la visita al Calafate.


 

Bajando hacia el sur de la Patagonia espera Ushuaia, la ciudad más austral del planeta. Es acogedora y multicolor y está llena de turistas. Lo que más merece la pena es una visita por el canal de Beagle y el Parque Nacional de Ushuaia: lagos, senderos, montañas y bosques de cuento. Un paraíso en cualquier estación del año. Pero sobre todo en invierno. La majestuosa nieve que cubre los Andes y la serenidad que evocan hacen de este lugar un rincón inolvidable. Aún así no sabría con qué parte de Argentina quedarme. Es tanta la variedad y tan apasionantes los parajes naturales que no podría decidirme. Aunque, ¿por qué quedarse con una parte si el país ofrece oportunidades de verlo todo? 



Este artículo está dedicado a mi amiga Giselle, que ha hecho que Argentina me guste todavía más. ¡Feliz cumpleaños, Gi!



ARGENTINIAN PATAGONIA

The airport of Trelew, in the county of Chubut, is the smallest I have ever been to, and the only one that can be completely empty while the domestic flights that depart from Buenos Aires to Ushuaia stop there to leave and pick up people as if it was a couch route. When you land and look outside there is a vast dry landscape than makes difficult to believe that more than 500.000 people live in this county. But a county in Argentina can be like a whole country in Europe concerning their size. Yet Chubut is the third biggest province in this huge country.
On a weekday Trelew looks like a deserted place. As well as the absence of people there's an absence on interesting sites except for the MEF (Paleonthological Museum Egidio Feruglio) which is worth a visit. So the best is to head to Península Valdés where you can visit the distinguished inhabitants of those gulfs: Southern Right Whales. In spring they do their courtship and in summer (August) they come back to the peninsula to breed due to the warmer waters that can be found there. I can not explain with words the feeling you have when you hear that giant's breath next to you. It is amazing to see that calmness in a 15 metre long animal which swims and jumps gracefully.
In Rawson, capital of Chubut, you can also do whale watching but the stars are the so called toninas (panda dolphins).

Leaving the East and going down to the West near the majestic Andes you can find Victoria Island in the lake Nahuel Huapi, in the county of Neuquén. The 31 square kilometres of this island are covered by Nahuel Huapi National Park. Everywhere you look the colours of the cypresses, the orange trunks of the myrtles the blue of the water and the white snow on the hills will leave you speechless. Nature as its best. And eveything that follows down the Patagonia is also astonishing.

El Calafate, in Santa Cruz, is the door to the most impressive glaciers in Argentina and I would dare to say in the world. Perito Moreno is the glacier which better poses, the most inspiring. It is said that its blue and white shades are always different due to sunlight and the amount of oxygen contained into the frozen water. The brown of the moraines give a lovely colour mixture to this giant. Because the glaciar advances over Lake Argentino you can watch a rupture event, if you are lucky. Watching and hearing an iceberg rupture is one of the most spectacular events I have ever seen. After that, relax yourself drinking mate at Café Borges in El Calafate. If you still feel like being in front of more glaciers, Upsala and Onelli can be the next visit.

Going South, Ushuaia awaits. It is the southernmost city in the world. It is cosy and picturesque. And full of tourists. The places that deserve a visit are Beagle Channel and Ushuaia National Park: paths, lakes mountains and forests that seem to be taken from a fairy tale. It is a paradise in any season. But winter makes it really beautiful. I don't know which part of Argentina I would choose as the one I like most. But why choosing when the country offers the chance of visiting all its lovely sites?

This article is dedicated to my dearest friend Giselle, who made me love Argentina a bit more. Happy birthday Gi!


 
 

martes, 14 de junio de 2011

LANZAROTE



 Esta isla canaria tiene un poco de todo: tranquilidad, arte, paisajes asombrosos, playas salvajes... y todo ello en unas proporciones más que asequibles pues su tamaño permite que puedas conocer todo en poco tiempo si quieres. Y si tienes mucho tiempo tampoco habrá hueco para el aburrimiento. Sólo un pero: tendrás que alquilar un coche si careces de mucho tiempo para las visitas, pues los traslados en transporte público pueden llegar a ser un poco tediosos.



 Hace unos 35 millones de años la isla emergió del océano y su actividad volcánica fue feroz entre los años 1730 y 1736, cuando los habitantes de la zona de Yaiza contemplaron horrorizados como surgían ríos de lava de múltiples volcanes cercanos. Imagino lo alarmante que sería esto hoy en día, cuando tenemos información de todo al minuto. Dos siglos y medio atrás habrían pensado que el infierno se abría en la isla y el apocalipsis se apoderaba del lugar. Y cuando ya se creía que esta actividad había tocado su fin volvió a recordar a los habitantes de Yaiza que la tierra es caprichosa e impredecible, ya en el siglo XIX.

Lo que queda de esa convulsión volcánica se encuentra en su mayor parte en El Parque Nacional de Timanfaya, un lugar como mínimo fascinante. Da la sensación de estar en Marte por sus colores rojizos y tierras arenosas, mezcladas con antigua ceniza y rocas que la lava arrastró en su día. Las tonalidades marcianas se mezclan con los grises de la lava solidificada que reposa de muchas maneras en esculturas naturales. 

La lava llegó hasta otros lugares de la isla y se mezcló con la arena de la costa así que en zonas como Los Hervideros se ve cómo las olas del mar baten entre los recovecos de las antojadizas formas que esta lava formó.




  El Golfo, muy cerca de los Hervideros, es como una playa de arena negra volcánica con una laguna de color verde, donde la sinfonía de colores de la lava gris, los montículos naranjas, la arena negra, el verde de la laguna y el azul del mar llenan la paleta de cualquier cámara que quiera retratar un cuadro del lugar. 

 

Casi tan apasionantes como el campo volcánico son las playas de Famara y del Papagayo. Aguas más bien templadas, arena clara y olas. Y sobre todo, tranquilidad (casi siempre). Para dos días, dos semanas o lo que uno pueda, Lanzarote promete ser una isla que sorprenderá a cualquier visitante.


LANZAROTE

This Canary island has a little of everything: calmness, art, amazing landscapes, wild beaches... and all in its good size. It is not too big to visit in a few days and it is not too small to get bored if you are spending a longer holiday. There is only a con: you'll have to hire a car if you have little time to visit. Public transport can get really tiring.

35 millions of years ago the island emerged from the ocean and its volcanic activity was fierce between 1730 and 1736 when the inhabitants of the area called Yaiza watched appalled how streams of lava raised from many volcanoes. I imagine how alarming this would be nowadays when we get information up to the minute. Two and a half centuries ago they would have thought that hell was opening its doors and apocalypse was coming. And when it was believed that the activity had come to an end the Earth reminded the inhabitants of Yaiza of its whims and unpredictability, in the 19th century.

The remains of that volcanic tremor is found in a great part at Timanfaya National Park, a fascinating place. You get the feeling of being in Mars due to its reddish colours and sandy soil, mixed with old ash and rocks from the flows of lava. Martian tonalities are mixed with the grey colours from the solid lava that rests on many natural sculptures.


Lava reached other places in the island and joined the sand in the coast so in places like Los Hervideros (“where the water boils”) you can see how the sea waves splash on the strange shapes made by the old lava.
El Golfo, close to los Hervideros, is like a beach of black volcanic sand with a green lagoon where the symphony of colours of the grey lava, orange mounds, black sand, green water and blue water fulfill the best palette for any camera that wants to take the best picture.

The beaches Famara and El Papagayo are as enthralling as those mentioned landscapes. Warm water, fine sand and waves. And over all, tranquility (not always though). For spending two days, a fortnight or just the time you can spare, Lanzarote is a place which will amaze any visitor.


 

jueves, 28 de abril de 2011

EN BUSCA DE LA PLAYA PERFECTA (2ª PARTE) / IN SEARCH OF THE PERFECT BEACH (PART 2)

PRAIA DE BARRA (NERGA, GALICIA)




Agua cristalina, arena blanca finísima, dunas y pinares rodeándola. Atlántico en su mejor versión. Ideal para pasar un día entero, dormir una siesta a la sombra de un pino oyendo las olas acercarse, practicar nudismo y practicar silencio y conexión con la naturaleza. ¿Se le puede pedir algo más a una playa?

The clearest water, the finest white sand, dunes and a pine wood surrounding it. Atlantic as its best. Ideal for spending a whole day, having a nap under a pine tree while listening to the waves approaching, practising nudism and practising silence and conection with nature. What else can you ask for?


PRAIA DE ARNELES (HÍO, GALICIA)




Puede que no sea el paraíso, pero representa para mí un pequeño paraíso personal. Quizá porque crecí viendo esa agua desde mi ventana. Quizá porque es el único arenal donde he podido estar completamente sola disfrutando del sol y del mar como si de una isla privada se tratase. Y aún así podría decir que tiene más elementos paradisíacos, como la arena blanca y el agua calma de una pequeña ría que permanece al abrigo del frío Atlántico.


It might not be paradise but it is for me a personal paradise, maybe because I grew up watching that water from my window; maybe because it is the only stretch of sand where I have been all alone enjoying the sun and the sea as if it was a private island. Futhermore I could say that it has some heavenly features such as the white sand and the calm water from the small stuary which stands aside the cool Atlantic.


CABO DE GATA (ALMERÍA, SPAIN)




Bañarse en cualquiera de las calas del Cabo de Gata es como estar en un oasis en medio del desierto. Y es que miras alrededor y te encuentras con ese paisaje que parece sacado de una película de indios y vaqueros. Yo soy fan de los desiertos, y si encima puedo contemplar esa vista desde una calita con agua cristalina a temperatura óptima, no se me ocurre lugar más idóneo para llevar el título de playa perfecta.

Bathing in any of the coves of Cabo de Gata National Park is like being at an oasis in the middle of the desert. You look around and you find that scenery from a Western film. I am a fan of deserts so if I can contemplate that lanscape from a little cove with clear water at a perfect temperature I won't be able to think about a better candidate to be the perfect beach.



lunes, 4 de abril de 2011

EN BUSCA DE LA PLAYA PERFECTA (1ª PARTE) / IN SEARCH OF THE PERFECT BEACH (PART 1)

IPANEMA (RIO DE JANEIRO)




El concepto de playa cobra en Brasil una dimensión distinta a la que tiene en cualquier otro país. La playa es para los brasileros parte de una filosofía, de un modo de vida; es su lugar de encuentro, de juegos, de entrenamientos, de partidos...
Ipanema es quizá la playa más famosa del mundo, la más cantada, la más retratada. Su nombre viene del Tupi y significa “río que no tiene peces”.
Su longitud, de 2 kilómetros hace que tengan cabida todo tipo de bañistas y surfers, entre turistas y cariocas diseminados en grupos según sus afinidades. Una de las mejores cosas que tiene quedarse en esta playa es poder disfrutar de una agua de coco brasileña mientras observas la montaña Dois Irmãos,
otro emblema de Rio.


The concept of beach has in Brazil a new dimension. A beach is for Brazilians part of a philosophy, a way of life; it is their meeting point, their place for games, training, football matches...
Ipanema is maybe the most famous beach in the world, the most sung, the most pictured. Its name comes from Tupi and means “river without fish”.
Its length, 2 kilometres, gives plenty of room to bathers, surfers, tourists and cariocas. One of the best things of being at this beach is enjoying a Brazilian coconut water while watching Dois Irmãos, another symbol of the city of Rio.


PLAYA DE BOLONIA (CÁDIZ)





Las playas de Cádiz tienen aguas de temperatura ideal, pues allí se mezclan el templado Mediterráneo y el fresco Atlántico. Bolonia es además un pequeño paraíso de arena fina y dunas. Perfecta para pasar una tranquila mañana, un caluroso mediodía y, sobre todo, para darse un baño cuando el sol de pone y la playa está casi vacía. 
 

The beaches in Cádiz have waters with an ideal temperature since the warm Mediterranean joins there the cool Atlantic. Bolonia is also a little paradise with its fine sand and dunes. It is perfect for spending a relaxing morning, a hot midday and over all, for bathing when the sun sets and the beach is almost deserted.


PRAIA DE RODAS (ILLAS CÍES, GALICIA)



 
 
Según un artículo publicado por The Guardian, la playa de Rodas en las Islas Cíes es la primera de una lista de diez que suenan, como poco, exóticas. No he estado en las otras para comparar y esta foto no hace homenaje a la descripción que da el periódico pero puedo afirmar que el reportero da una visión objetiva del arenal. La única pena es que Las Cíes se han convertido en un reclamo turístico en verano. Todavía recuerdo aquellos años donde estar en esta playa era como estar en el paraíso.


According to an article published by The Guardian, Rodas beach in Islas Cíes is the first of a top ten list which sound, at least, exotic. Unfortunately, I haven´t been to the others to compare them. This picture may not show the description the journalist made but I can claim that his opinion is totally objective. It is just a pity that these islands have turned into a tourism lure in summer. I still remember those years where being at this beach was close to being at Paradise.


sábado, 2 de abril de 2011

FLORENCIA / FLORENCE


AL MENOS UNA VEZ EN LA VIDA

Lugar de visita obligada. Es tan conocida que no da pie a hacerse expectativas, a esperar sorpresas... pero aún así no defrauda. Es tan bonita como te lo cuentan. Y el hecho de que sea un lugar pequeño, donde cada esquina, cada piedra es una obra de arte, no hace más que reafirmar lo que ya imaginabas antes de venir.
Es un destino perfecto para unos pocos días, para olvidarse del trabajo, del estrés, de la monotonía y enfrascarse en una rutina agradable, llena de obras de arte que te transportan hasta seis siglos atrás en la historia, de paseos que te hacen imaginar el esplendor de tantos años de sabiduría concentrada... y cuando esto te satura sólo tienes que meterte en cualquier café a degustar un espresso o a saborear una pizza artesanal y entender por qué los italianos presumen tanto de su gastronomía.



Santa Maria del Fiore se ve desde cualquier punto de la ciudad, es como el faro al que recurres cada vez que crees desviarte de tu ruta. Brunelleschi consiguió realizar esa majestuosa cúpula que hizo que Florencia fuese más que admirada en el siglo XV. Merece la pena subir los casi 500 escalones que llevan a la cúpula, sobre todo porque antes de tomar aliento y hacerse a la idea de la altura, puedes admirar el fresco que cubre la gran superficie de la catedral y representa el juicio final. Entonces, mejor recordar el fresco y la valentía de Vasari y Zuccari, que necesitaron siete años para realizarlo, y envalentonarse a subir por los vertiginosos escalones poco aptos para personas a las que no les gustan mucho las alturas, como a mí. Aunque, pensando en Vasari y Zuccari, me sentí como una cobarde burguesa, así que lo mínimo era llegar arriba y admirar las vistas de toda la ciudad.


 El río Arno baña la ciudad de Florencia, y uno de sus adornos principales es el puente Vecchio, casi un emblema de la ciudad. Otro elemento que te retrotrae a una época pasada, lleno de rinconcitos típicos de la Italia romántica, donde los enamorados dejan candados como símbolo de su amor duradero y tiran la llave al río. Las parejas que crean en la leyenda de que este acto hará que su amor sea eterno, tienen a lo largo del puente numerosas joyerías para dar un paso más en su relación, aprovechando el romanticismo del lugar. Es cómico pensar que la leyenda nace de un cerrajero, que dejó allí unos candados para publicitar su tienda. Y este lugar que era de paso, y estaba lleno de comerciantes y artesanos, es hoy un reclamo turístico lleno de joyerías caras que manchan un poco el encanto del puente y del río.


Del mismo nombre que el puente, el Palazzo Vecchio se encuentra en la Piazza della Segnoria, lugar que deja al turista boquiabierto al poder contemplar la monumental fuente de Neptuno de Ammannati, y unas copias de un león de Donatello y David de Miguel Ángel, que te preparan para poder sorprenderte una vez que admires los originales, todos ya dentro de diferentes museos. El palacio Vecchio se quedó pequeño para exponer las numerosas obras pertenecientes a los Medici, así que la Galleria degli Uffizi pasó a ser el lugar indicado para ello. Parece haber tantas obras como turistas, así que lo mejor es olvidar las temporadas altas para evitar colas y aglomeraciones y decidirse a visitar la galería cualquier mañana de un día de semana en invierno.

Después de contemplar y fascinarse con el Nacimiento de Venus de Botticelli ya sólo queda poner la guinda al viaje en la Gallería dell'Accademia y admirar el David de Miguel Ángel. Nunca hubiese imaginado que ese gran trozo de mármol blanco tuviese tanta vida y tanta alma. No importa cuántos videos, fotos, postales y libros hayas visto antes. Hay que verlo in situ, como mínimo, una vez en la vida.



AT LEAST ONCE IN A LIFETIME.

A visit to Florence is a must. It is so well known that there is no room for expectations or surprise... but it won't deceive you. It is as beautiful as you have been told. And the fact that it is a small town where every corner and every brick is a piece of art makes you realise that it is true what you had thought about it before coming.

It is a perfect destination for a few days, to forget about work, stress and monotony and to get involved into a fresh routine, full of art masterpieces that take you back up to six centuries in time, of walks that make you wonder about so many past years of wisdom... and when this is too much you can get into a café to taste a espresso or a pizza and understand why Italians are so proud of their cuisine.

Santa Maria del Fiore can be seen from any place in the city. It is like a lighthouse that guides you when you think you've lost your way. The majestic dome made by Brunelleschi made Florence to be more than admired in the 15th century. It is worth going up the almost 500 stairs that take you to the top of the dome but before you have to contemplate the fresco painting depicting the Final Judgement. So before going up it is better to think about the picture and bravery of Vasari and Zuccari, whose painting took seven years to be completed. Then off you go to the top by those frightening steps.

River Arno bathes the city of Florence and one of its main ornaments is Ponte Vecchio (Old Bridge), almost a symbol of the city. This is another element that takes you back in time, full of small corners, typical from the romantic Italy, where the lovers leave there a lock as a symbol of their strong feeling and throw the key to the river. Couples that believe in that legend and think that after doing this their love will be eternal can find lots of jewelers' s along the bridge to buy the “proof of solid love”. It's funny to think that the legend was created by a locksmith who left locks there to advertise his shop. Ponte Vecchio was in fact a place where traders and craftsmen used to hang out. Today it is a tourists' lure, full of lavish jewelers's, something that spoils the charm of the bridge and the river.

With the same name of the river, Palazzo Vecchio (Old Palace), is located in Piazza della Signoria. This piazza leaves the traveller speechless after contemplate Ammannati's Neptune Fountain and copies of a lion from Donatello and Michelangelo's David, which prepares the tourist for watching the originals, all of them into museums now. Palazzo Vecchio turned out to be really small to house all the art works belonging to the Medici family so The Uffizi Gallery became the place used for this purpose. It seems to be as many paintings and sculptures as tourists so forget about visiting it during high seasons if you want to get rid of long queues and crowds.

After watching The Birth of Venus by Botticelli you'll have to go to the Galleria dell'Accademia to cap it all. I had never thought that Michelangelo was so perfectly skilled to chisel that huge piece of white marble into something with so much life and soul. It doesn't matter how many videos, pictures, postcards and art books you have seen before. You have to go there and watch it, at least once in a lifetime.

domingo, 20 de marzo de 2011

SUIZA / SWITZERLAND




Un país que representa el civismo en Europa. Y la educación, orden, tranquilidad... una vez oí decir que a los suizos se los suele considerar bastante sosos y carentes de alegría. Quizá no estuve allí el suficiente tiempo para poder comprobarlo, o no conocí demasiada gente del lugar, pero estoy segura que de ser así, todas la cualidades antes mencionadas superan esa supuesta falta de carisma.

Suiza es un pequeño país lleno de curiosas diferencias. Su excelente situación geográfica hace que se nutra de culturas tan distinguidas como la francesa, alemana e italiana. Toda esta amalgama hace al país único y a sus habitantes dignos de ser envidiados por manejarse con fluidez en, al menos, cuatro idiomas.

Suiza ostenta numerosos récords a nivel europeo: es el país con mayor número de montañas de más de 4.000 metros de altitud (tiene un total de 48), es el que tiene el tren más alto de Europa (el que lleva a la Jungfrau), también el tren cremallera más alto (el que va al Pilatus), el que creó el chocolate con leche y el que posee la mayor catarata de Europa: Rheinfall Neuhansen, el nacimiento del Rin, al norte del país. 


No sé si es o no la más grande pero sé que esos 700.000 litros de agua que caen por segundo no dejan a nadie imparcial. Sin embargo, ese estruendo del agua no parece inspirar ningún tipo de violencia natural, sólo silencio, paradójicamente. Silencio de ciudad, de vida mecanizada, de rutina urbana. 

En el centro de Suiza, en la zona de Interlaken, se encuentra Grindelwald. Llegar hasta allí merece la pena, pues vas bordeando lagos a través de la presencia del los majestuosos alpes.

 

Grindelwald está situado muy cerca del Pilatus Kulm, una de las montañas más altas de Suiza, a la que se puede acceder en un teleférico. Hay un International Hostel, que está lejos de ser el típico albergue juvenil, pues está frecuentado por familias y senderistas y es muy tranquilo. La verdad es que frente a los precios de Suiza en las zonas de esquí esta es una gran alternativa, ya que puedes cenar una fondue hecha allí por muy poco dinero y dormir en una habitación de madera que da al nevadísimo Pilatus Kulm.
 

Recorriendo hacia el oeste carreteras que va serpenteando verdes praderas típicas de los dibujos animados de la infancia, se puede llegar a Friburgo, límite entre la zona germano parlante y la francófona. Lo que más me llamó la atención de este cantón es Gruyéres. Es un pequeño lugar medieval situado en una colina, rodeado de murallas y de calles empedradas. Si no fuese por el numeroso turismo que lo visita y por lo reconocida que es su producción de queso, parecería que este lugar se había quedado parado en el tiempo. Quizá es que ha sabido conservarse, y una muestra de ello es su castillo del siglo XIII que contrasta con el edificio de al lado, el museo HR Giger, del artista gráfico suizo que diseñó la criatura de Alien, entre otras cosas. Me dio mucha pena no poder entrar al museo, pues ya estaba cerrado cuando llegamos, ni al bar gótico de enfrente, que parecía estar en sintonía con el museo. Todo eso en ese ambiente de ciudad fortificada medieval. Pero dicen que siempre es bueno dejarse algo interesante por ver en algún lugar. Así se tiene la excusa perfecta para volver. 

 

SWITZERLAND

This country represents public-spiritedness in Europe. And good manners, order, calmness... Once I heard that Swiss are considered to be dull. Perhaps I didn't spend there enough time to notice that or maybe I didn't meet enough Swiss people to check it out, but I'm sure that all their mentioned qualities are far better than that uncertain lack of charisma.

Switzerland is a small country full of curious differences. Its excellent geographic location makes it have a mixture of distinguished cultures such us the French, Italian and German. This amalgam makes the country an unique place and its inhabitants worth of our envy since they are fluent in at least four languages.

Switzerland holds several European records: it has the greatest amount of mountains of more than 4,000 metres high (48 mountains), it is the country with the highest train in Europe (the train to Jungfrau) and the highest rack railway (to Pilatus Mount). It is also the country that created milk chocolate and the one which has the biggest waterfall in Europe: Rheinfall Neuhansen, in the north of the country.I don't really know if it's the biggest but i know that 700,000 litres of water falling every second leave people speechless. However that thunder doesn't inspire any type of nature violence, just a paradox: the silence. Silence of a city, of mechanical life and of urban routine.

In the area of Interlaken (centre of the country), there is a place called Grindelwald. It is worth reaching there because you have to go around lakes with the presence of the majestic Alps. Grindelwald is near Pilatus Kulm, one of the highest mountain in Switzerland. You can get to the top of the mountain by cable railway. There is an International Hostel there which is not the typical noisy youth hostel since its guests are mainly families and hikers. It is pretty quiet there and value for money, compared to the prices of accomodation in ski resorts in the area. You can have a home made fondue for little money and sleep in a wooden room watching snowy Pilatus Kulm through your window.

Driving to the west along roads that wind green grasslands (typical from childhood cartoons) you can get to Fribourg, the boundary between German and French speaking areas. What really impressed me there was Gruyéres, a small medieval village on the top of a hill, surrounded by walls. If it wasn't for the several tourists that come to visit and the well-known cheese produced here, one could say that time had stopped in that place. Perhaps they knew how to survive and a proof is their 13th century castle. It really contrasts with HR Giger Museum, from the Swiss graphic artist who designed the creature in Alien. It was a pity it was closed when we got there and so it was the goth bar next to it. But it's always good to leave something interesting to visit in any place. This way there is always a good excuse to return.